Raging Bull Leather Jacket

  • Podrían quedar entre la memoria colectiva como el nombre largo de los sonidos intensos, sin embargo más allá de caer en categorizaciones musicales, esta banda levita entre sonidos sin pulir y ambiguos, distorsiones y enérgica fuerza vocal. Una extraordinaria firmeza grupal sostiene y alimenta este proyecto musical desde hace dos años.

    Los muchachos de RBLJ nos compartieron sus impresiones respecto a la banda, a la vida, y su futuro.

    ¿Cuál es la función de cada uno en la banda?

    Jonathan (también conocido como Mad) toca la guitarra y hace voces, Israel también toca guitarra y Fabián está a cargo de la batería.

    ¿Podría decirse que tienen alguna misión como grupo?

    Nosotros hacemos lo que hacemos de todo corazón y no vamos a mentir, disfrutamos lo que hacemos. Tratamos de dejar todo en el escenario, si llegaron cinco personas, lo damos todo; si llegaron cuarenta lo damos todo. El grupo empezó hace dos años y eso es lo que llevamos chiveando.

    No esperamos popularidad, pero sí nos gustaría salir del país en un futuro. Esto es lo que queremos hacer.

    ¿Cómo formaron el grupo?

    Jonathan: Bueno, yo ya conocía a Israel y cuando por pura casualidad conocí a Fabián, él me preguntó si yo era músico, le dije que intentaba serlo. Él me contó que tocaba batería entonces le dije que llegara a mi casa y que le diéramos a ver qué pasaba.

    Sonará cliché, pero la química fue inmediata. Una de las primeras canciones que hicimos fue Bloody Mary.

    ¿Cómo se originan las canciones?

    Jonathan: Yo soy el que escribe las letras y me baso un poco en mi vida personal, en películas que me gustan, etc. Soy apolítico pero en las canciones plasmo las reacciones de la gente ante ciertas situaciones, sobre cómo ponemos excusas, sobre los sueños, lo sicodélico, lo que está más allá de nosotros, de todo un poco. Los nombres simplemente salen.

    ¿De dónde proviene el nombre del grupo?

    Jonathan: Todos somos fans del cine. A mí se me ocurrió el nombre por una película de Martin Scorcese (Raging Bull) y una de Stanley Kubrick (Full Metal Jacket). El nombre nos gusta bastante, lo malo es que casi siempre la gente lo escriben mal o se les olvida.

    Hablennos un poco sobre su dinámica para tocar, son solo tres y no hay bajo, ¿de dónde sale todo eso?

    De adentro, de ahí sale. En ningún momento al hacer la banda pensamos en hacer un grupo metal solo porque nos gusta Metallica, por ejemplo. Usamos las influencias de cada uno. La fórmula es que no hay fórmula.

    Si lo comparamos con una receta, es como cocina alternativa. Hacemos lo que queremos y así lo metemos, sin importar como suene. Sentirnos nosotros mismos tocando es lo que le da personalidad a las canciones.

    ¿Y el bajo?

    Pues no hay bajo. Igual nos gusta así. Si encontramos un bajista, pues genial. No queríamos quedarnos estancados esperando un bajista. Nos ha funcionado bien.

    Ahora estamos con Gerónimo Records, nos están ayudando a sacar un demo. Chiveando y dándole duro.

  • ¿Cómo han enfrentado la escena acá?

    Es muy difícil, la gente acá, no sé. Es un tipo de cultura. Llegan a un chivo y la gente se queda por allá sentada, la idea es que estén con nosotros, con la energía.

    Lo que nos parece una mierda es, como conversábamos ayer, que uno va a un bar y uno va a exponer su música y a trabajar, porque esto es un brete. Uno se toma su tiempo de ensayo y llega a tocar y hay que pagar el lugar, el sonido, ellos se dejan el 80% si no es que más, a veces ni una birra.

    Aquí hay que pagar para tocar. Eso no tiene sentido.

    ¿Vicios del medio?

    Es bueno querer parecerse al músico favorito, pero es un vicio que se tiene, el querer aparentar algo que no somos teniendo el potencial para hacer algo completamente nuevo y original. Eso y la falta de apoyo entre músicos. Queremos trabajar con otros grupos para ir poco a poco cambiando esa actitud aquí.

    Nos gustaría y queremos vivir de la música.

    ¿Cómo va a ser el demo? ¿Cuántas piezas? ¿Qué es lo que están preparando?

    No pensamos en algo masivo, sino más artesanal. Talvez 4 tracks e incluir algo más para que sea más juguetón. Casi que se pueda usar de adorno aparte de la música. Queremos que la gente se lleve algo bonito.

    Háblennos un poco más de sus planes de convertirse en banda internacional, sus aspiraciones etc

    Bueno, nosotros pensamos irnos para Europa básicamente. La escena europea, el rock underground se escucha sucio, y creemos que tenemos ese tipo de sonido que no es tan lavado como el gringo. Obviamente nos gustaría tocar donde sea, Latinoamérica, Estados Unidos. Esperamos irnos prácticamente a mochilear con los instrumentos, si pudieramos salir de acá con un equipo que nos ayude pues mejor.

    ¿Cuáles son sus influencias? ¿Primer disco o canción?

    Jonathan: Estaba en segundo grado de la escuela, lo primero que escuché fue One de Metallica, luego Symphony of Destruction. El primer disco que tuve es el S&M de Metallica. De acá me gusta mucho The Big Bang.

    Fabian: Cuando estaba en el kinder, siempre me enfoqué en los bateristas. Mi hermano mayor escuchaba Led Zeppelin, Pink Floyd yo empecé a notar videos y sentía la energía pero no sabía qué era lo que yo quería. Ya en la escuela lo primero que escuché fue la herencia musical de mi hermano. Luego vino Ministry, The Cure y Smashing Pumpkins. Siempre he oído lo mismo.

    Israel: Bueno, uno con el tiempo va evolucionando. Yo he escuchado de todo, realmente. Siempre dentro del género rock, pero lo que marcó mi destino musical fue lo que escuché en radio una tarde: Radiohead. Luego de eso empecé a escuchar cosas más experimentales, progresivas, espaciales y sicodélicas que me agradan bastante. Me gustan Amarillo, Cyan y Magenta, Editus 360 y Parque en el Espacio.

    ¿A qué suena Raging Bull

    Como a un toro furioso. Como el Malacrianza.

    ¿Mejores chivos?

    Fabián: en el CENAC porque se han esmerado con el sonido, en la UCR también. En cuanto al público, sería la Chicharronera, porque uno está tan cerca de la gente que es contagiante la energía.

  • ¿Dónde se les puede encontrar en internet?

    En nuestro MySpace http://www.myspace.com/ragingbullleatherjacket

    Un superpoder que le gustaría tener

    Israel: Poder controlar la electricidad

    Jonathan: El poder de volar

    Fabian: Creo que ya lo tengo y lo demuestro detrás de la batería

    Algo que le quieran decir a quienes los leen

    Que si son músicos, que le pongan bonito. Que nunca se den por vencidos, que usen bien esa energía porque mueve al mundo y además es buen karma.

    Mini-vinazo
    ¿Alguna vez han participado en una coreografía?

    Israel: Sí, en el gimnasio cuando estaba en el cole.

    Fabián: En la escuela, una coreografía de la canción Comprendes Mendez.

    ¿Alguno ha tenido novia cibernética?

    Todos: No.

    ¿La Extra o La Teja?

    Todos: Ninguna, no gracias.

    ¿Saben bailar?

    Todos: No, ¡pero hay que aprender!

    ¿Juegan futbol?

    Estamos planeando armar un campeonato de futbol 5 con otros grupos. Algo como Raging Bull contra Señorita Maestra, Los Acetatos contra Los Cuchillos, etc.

    ¿Pejibayes con mayonesa o mango con sal?

    Israel: Pejibayes.

    Jonathan: Mango.

    Fabián: Mango.

    Si cada uno fuera un plato de comida ¿qué serían?

    Jonathan: Un california roll con mucho wasabi.

    Israel: Macarrones con queso cheddar.

    Fabián: Un bistec con salsa lizano.

    ¿Quién es el encargado del MySpace?

    Israel

Fotografía: Laura Alpizar
comentarios
Debe loggearse para comentar.